Ablandadores

Por su propia naturaleza, el agua contiene sustancias, incluidas las sales minerales, que pueden ser muy perjudiciales para los generadores de vapor o de calor.
Por esta razón, se debe tratar adecuadamente y controlar constantemente el agua utilizada en las calderas para prevenir y evitar daños graves a los generadores.
En particular, los bicarbonatos de calcio y magnesio disueltos en el agua con el aumento de la temperatura se transforman en carbonatos de calcio y magnesio que, precipitando, forman lo que comúnmente se conoce como "cal".
La cal es extremadamente nociva para las calderas y puede provocar roturas graves incluso en períodos cortos.
El ablandador es la solución más sencilla para eliminar el calcio y el magnesio del agua y evitar así la formación de cal.

ADD